- Porque esta ciudad, como todas las ciudades, no dice su pasado pero lo contiene como las líneas de una mano -

julio 24, 2010

MIRANDO DENTRO DEL PASAJE

"Teatro El Picadero"








Data del año 1926 y es obra del arquitecto Benjamín Pedrotti; su fachada de ladrillo a la vista, frontis triangular, decoradas molduras y grandes ventanales en el primer piso, se destacan en el perfil de la cuadra.

Diseñado para fábrica de bujías, fue taller mecánico y garaje y luego albergó una imprenta y un restaurante en la planta baja y un estacionamiento en la alta.







En 1977, el lugar fue adquirido por los miembros de un grupo teatral que encaró el proyecto de poseer una sala propia.

Con la idea de una "carpa de circo" (de allí surge lo de "picadero"), se realizaron las modificaciones necesarias manteniéndose al máximo la estructura, las carpinterías y el exterior.

La planta alta se destinó al teatro, la baja a estacionamiento, administración y salas de ensayo y el sótano a talleres.

El "foyer" se situó en el entrepiso, prolongando la losa de un espacio que servía de depósito; la antigua rampa de acceso para los autos se transformó en entrada para los espectadores mientras que los actores utilizaban una escalera de caracol.

La boletería se instaló en el interior del viejo ascensor inmovilizado.

La Sala Principal resultó de 19 mts. de largo por 11,5 mts. de ancho, con una altura de entre 5/9 mts. y una capacidad para 350 personas.

Se inauguró en julio de 1980 y, por su carácter independiente, fue elegido al año siguiente para la presentación del ciclo "Teatro Abierto": una serie de 20 obras breves que mostraban, claramente, un pensamiento contrario al del gobierno militar.

El 6 de agosto de 1981 un incendio provocado por la intolerancia y la violencia reinante en la época, devastó las instalaciones pero lo convirtió en el símbolo de la resistencia cultural.







En los años siguientes fue utilizado como estudio de televisión y en el 2001 reabrió como sala, aunque la crisis produjo el fracaso del proyecto.

Cerrado y abandonado, en el 2007, la denuncia del Sr. Alejandro Machado sobre su inminente demolición, movilizó a la ONG "Basta de Demoler" y a buena parte de la sociedad, a intentar frenar los trabajos.

Luego de meses de gestiones que incluyeron llevar el tema a la justicia, finalmente en Junio del 2008, el Gobierno porteño firmó un acuerdo con la empresa propietaria mediante el cual ésta se comprometió a preservar la fachada original y el ámbito teatral del predio.

A pesar de habérselo declarado "de interés nacional por el importante papel desarrollado con el ciclo de "Teatro Abierto" a favor de la democracia y en contra del gobierno militar de plena vigencia en ese momento", a la fecha, "El Picadero" continúa tapiado y a la espera del destino acordado.








Curiosidades


* Dentro de la decoración de la fachada se destaca la de "Fritz", un aviador/corredor alemán, logotipo original de la fabrica de bujías germanas "Bosch", de la cual tenía la representación Don Armido Bonelli (dueño del edificio).










* A causa de la Primera Guerra Mundial, la empresa resultó expropiada por el gobierno norteamericano y la marca se transformó en "American Bosch". La iniciales "AB" puede verse junto al simpático personaje que luce gorro y antiparras, según la costumbre de la época.

* La obra del arquitecto italiano Benjamín Pedrotti puede observarse a través del blog "Homenaje al Arq. Benjamín Pedrotti", del cual proceden algunos de los datos y de las imágenes del presente post.







* Otros ornamentos en forma de ruedas con alas rematan el edificio y recuerdan cual era la función original del establecimiento.

* El teatro se inauguró con la obra: "La otra versión del Jardín de las Delicias" basada en "La máscara de la muerte roja" de Edgar Allan Poe.

* Luego del incendio, el grupo teatral (entre los que se contaban actores como Pepe Soriano y Luis Brandoni) siguió presentándose en otros escenarios. Algunas de las obras fueron: "Papá querido" de Aída Bortnik, "Gris de Ausencia" de Roberto Cossa, "El acompañamiento" de Carlos Gorostiza, etc.

* La moderna construcción que se levanta en la esquina de Avda. Corrientes y el Pasaje es un proyecto del estudio de arquitectura de Don Mario Roberto Alvarez.

Resulta paradójico que, el mismo arquitecto que diseñara el "Teatro General San Martín" y remodelara un sector del "Teatro Nacional Cervantes", considerara la demolición de "El Picadero" para llevar adelante su nueva obra.







8 comentarios:

Juan C dijo...

Diana
Ya de rergreso en Chile , listo a salir el Lunes al laburo.
Una semana placentera y cansadora,recorrimos el centro de B aires, muchas veces, con una esposa que buscaba un zapato muy especial para nuestra hija.
Tomé cientos de fotos, la entrada que hoy publicas resume un poco lo que es el encanto de B Aires, el cariño por lo antíguo, los ayuda mucho la falta de temblores, quizás eso justifica que ciudades como Santiago no tengan nada que aportar en arquitectura.
Esta vez visité el Tortoni, valió la pena la fila de 30 minutos, ingresé al primer piso del Barolo que me seduce, y tomé muchas fotos a ese edifio de los navales que está en pleno centro.
Me quedaron muchas dudas que te iré planteando con el tiempo, solo agradecerte mucho tus datos y que tu blog me sirvió y servirá como una enciclopedia de ese gran ciudad, amiga gracias nuevamente

MªTeresa Gómez Puertas dijo...

interesante lo que nos cuentas como siempre,una enciclopedia como dice Juan...demasiados datos que al final tendré que poner sobre un papel para cuando viaje alli....este tipo de cosas son las que no salen en la guias.

un abrazo.

Gus dijo...

Que cosa, por un lado el abandono de siempre del gobierno de turno. por el otro lado la Pseudo esperanza de que en algun momento sea refaccionado y este disponible para el publico, que sabemos que en capital, consume mucho teatro y cultura en gral.
Gracias por el paseo,un beso.

DG dijo...

Hola JC!

Me alegro que hayas disfrutado de tus vacaciones y de esta ciudad!

No tienes nada que agradecer, para mi es un gusto y una gran emoción saber que lo que hay aquí le sirve a alguien, a la hora de recorrer y mirar Buenos Aires.

Preguntame lo que quieras, encantada de contestarte y muy agradecida, como siempre, por tu presencia en este espacio y tus bellas palabras!

Un beso grande!
D.

DG dijo...

Hola Mª Teresa!

Un gusto tenerte por aquí!
Y si vienes, ya sabes, puedes preguntarme y consultarme sobre lo que no aparece en las guías, con mucho gusto responderé todas tus inquietudes como una "enciclopedia" particular on-line!

Un beso grande!
D.

DG dijo...

Hola Gus!

Como bien sabemos los que vivimos aquí, es la historia de siempre, promesas que nos se cumplen, leyes que se violan, acuerdos que pierden vigencia...

El tiempo pasa y todo sigue igual; esperemos un día no amanecer con la noticia que se vino abajo y, como ya no se puede hacer nada, sigamos con el proyecto original!!
No sería de extrañar... =(

Como siempre, gracias a vos por "pasear" conmigo!

Un beso
D.

Franco Doglioli dijo...

01/08/2008

Te felicito por tu blog, quiero compartir contigo una nota que publiqué en un blog mío; Mi Buenos Aires Demolido ya que si hay que me hace mal es ver como día a día van tirando abajo los edificios históricos y/o con valor arquitectónico de Buenos Aires. Vivo cerca de la Biblioteca Nacional, cuano pienso en la mansión de estilo francés que tiraron para construir esa mole horrible de concreto me doy cuenta de cuan leves somos los argentinos en cuanto a poseer una mirada a largo plazo para las generaciones venideras, cuidando lo que nos representa. Te invito a leer esta nota que publiqué en un anterior blog mío: las casas de las que hablo allí, ya no están más.
http://amortiguaciones.blogspot.com/2008/08/si-te-apurs-pasar-por-la-calle.html

Ahora mi nuevo blog es www.francodoglioli.com

Saludos.

DG dijo...

Hola Franco!

Tenés mucha razón en tus apreciaciones,poco a poco el llamado "progreso" va acabando con esa Buenos Aires que mereció el título de la "París de Sudamérica".

Y, a pesar que hay gente que se preocupa y ocupa del tema, nunca es suficiente; los intereses económicos, más le desidia de muchos termina ganando la batalla, los edificios desaparecen ya sea bajo la piqueta de una constructora o peor, caen solos víctimas de años de abandono...

Es muy triste!
Gracias por mirar!
Un beso
D.